Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de 2008

Rambling...

Tengo en mí un universo,
dos goteras, el viento
y un perro que olvidó ya
cómo mover la cola.

Tal vez no soy más
que un gigante que se
sueña molino, o un hidalgo
que vuela por los aires
hasta caer en su caballo.

¿Quién lo sabe?

Tengo en el bolsillo un
par de besos fríos de
anteayer, y una ojeriza
bárbara contra el vacío.
¿Por qué?
Todo era perfecto:
la noche, la lluvia,
Tú...

A la Muerte de Lorca (...).

Ya suenan, de dos en fondo
los tacones y las velas
se convirtieron en flores
para que todos las vieran.

La ciudad de los gitanos,
de castañuelas y brevas
desparrama por el aire
risas de carne morena.

Negra cabellera al aire,
manos que trazan estrellas.
Rosa, la de los Camborios,
baila de nuevo en la tierra.

Como en sueño, por las duelas,
muerte gitana resuena.
Un abanico de nardos
por el aire señorea.

¡Ay, Federico García,
lágrimas pueblan las mesas
donde mueres esta noche
noche que noche nochera!


A Luna, Lobo y Pato, en una noche Xalapeña.

-JP
Creí volaraltoiban las gaviotasremontando el vientoentre mis cabelloslargoshan pasado los díasde sollluviaque fecunda la tierramadrecunapara el corazón desveladocomo yo mismo
What good is rain
if it falls for me alone?
What good are words
if there's nobody else to hear them?
What good is a heart
if it's got no one to beat for?

Saudade...
Y ahora, ¿a dónde?
¿Con quién?
¿Hasta cuándo?
Hoy no soy quien era,
así como no seré quien fui
ayer
entre aquellos brazos

Las olas murieron sin llegar a la playa
y un pintor distraído
pinta el mar con sal.

Aquel labio lejano
ínfimo, casi transparente
ese despertar infantil
y el sol de medianoche
se dejaron el sombrero
en este umbral
del que no salen nunca
mis zapatos.
Carne que, ardiente,
hiere
desde el recóndito
cajón de mis recuerdos.

Higo maduro,
miel, terciopelo
que una mano tímida
no alcanzó jamás
y que hoy llora
la sombra inminente
del perfil de la memoria.

Me duelo de ti y de mí;
de mi impotencia
del amor hallado muerto
al pie de tu escalera infinita...

-JP

Imagen: Auguste Rodin, El Beso

La piel

Tu contacto
Tu piel
Suave fuerte tendida
Dando dicha
Apegada
Al amor a lo tibio
Pálida por la frente
Sobre los huesos fina
Triste en las sienes
Fuerte en las piernas
Blanda en las mejillas
Y vibrante
Caliente
Llena de fuegos
Viva
Con una vida ávida de traspasarse
Tierna
Rendidamente íntima
Así era tu piel
Lo que tomé
Que diste.

-Idea Vilariño
Paradoja blanca y negra;
extraviado por las noches
vengo de nuevo a tus brazos
sólo para caer en cuenta
de que tú lo ignoras.

Esta tarde huele a ti,
escribo con tu aroma
cosquilleándome la nariz
aunque no estés aquí
aunque no te quedes cerca.

Eres beso fugaz, apenas
una mirada devuelta en el espejo,
líquida, abundante y vaga
con sabor a sal de primavera
que no termina nunca de marcharse.

-JP

Te encontré anoche, desprevenida.
Dormías acurrucada bajo una mirada fugaz.
¿Pero, dormías?
El que dormía era yo,
ignorante de la sensación tibia,
de recién nacido que hay entre tus labios.
Ahora busco en cada mirada,
esperando despertar dentro de tu sueño.

Nuevo blog

Saludos.

Como pueden notar, si es que son 'clientes' de este blog, las últimas dos entradas han desaparecido. De hecho no es que las haya borrado, sino que las migré hacia un nuevo blog que he creado expresamente para ese tipo de entradas. Por desgracia no pude mover también los comentarios, así que éstos se han perdido. En el presente blog publicaré únicamente entradas relacionadas con lo artístico o literario (según).
El URL del nuevo blog es http://kagemushanomado.blogspot.com/. Sus comentarios son, como siempre, muy bien recibidos.
Gracias a Morshoil, Protaro, Gaviota, Jo y demás lectores ocasionales por compartir conmigo sus ideas. Se les aprecia en todo su valor.

Atte.
Jean P.

Fotos del pasado

Vagando de vínculo en vínculo, una tarde me topé con una colección interesante de fotografías japonesas de fines del siglo XIX y principios del XX. En mi vida jamás había escuchado el nombre del fotógrafo: T.Enami. Este señor fue –según leo– uno de los más grandes fotógrafos japoneses de la época. Si bien este tipo de fotografías fueron un souvenir muy popular en la Europa de aquellos años, la mayoría de ellas estaba destinada a dar una vista de Japón desde fuera, como una curiosidad. Nobukuni logró producir imágenes diferentes, vivas. Sus modelos no parecen acartonados, aun cuando se trate de una fotografía de estudio. Su entintado a mano intenta ser lo más fiel posible a los colores reales de la escena... en fin. Si les interesa averiguar más, pueden acudir a esta página (las imágenes son todas obtenidas de allí): http://www.t-enami.org/home, o bien, consultar la Wikipedia.

Un mal comienzo

Como te ven, te tratan...

Como buen mexicano, debo admitir que en más de una ocasión he caído en el pecado de juzgar a otros basándome únicamente en su imagen; como si yo mismo no hubiese experimentado tal estupidez en carne propia. Y es que en una sociedad en la que las envolturas son de mucho mayor importancia que el contenido, la imagen es TODO.
¿O no?
Miremos a nuestro alrededor. No hace falta ir muy lejos para encontrar a una mujer sumamente inconforme con su apariencia, ya sea porque no se parece a los maniquíes mercadotécnicos de RBD (vade retro, Satanás), la revista de moda o las conductoras insípidas de la mayoría de los programas de TV abierta producidos en México. Y el fenómeno no es exclusivo de las mujeres, no señor: un gran porcentaje de hombres también sufre (sufrimos) las consecuencias de no verse como los modelos de la revista H y de no poder gastar enormes sumas de dinero en diseño de imagen y cirugías plásticas como el imbécil de Origel (y todos aquellos pseudo-entertainers como él). La verdad…

Global wOrming

De un tiempo a la fecha, el cine y los medios insisten en difundir la imagen del hombre como una especie de cáncer que consume a la tierra (poco importa que los procesos químicos utilizados en la manufactura de material fílmico produzcan sustancias tóxicas que, igual que muchos otros desechos industriales, tengan efectos nocivos sobre el ambiente y, por ende, sobre el hombre mismo.) Justo ahora viene a mi mente la escena de Matrix I en la que el agente Smith explica a un Morpheus bastante stoneado que el modus operandi humano coincide únicamente con el de los virus, que suelen terminar con la existencia de su huésped... No sé tú, pero yo sentí gacho.
Ahora, para acabarla de joder, Al Gore y otro montón de gente 'cool' (¿se sigue diciendo así, o la tele gringa nos heredó ya una nueva palabrita dominguera?) vienen a picarnos el sentimiento de culpa con el desmadre del 'global warming', el mentado calientamiento global. Ahora no sé si dejar el D.F. y mudarme a una cabaña (…

Feliz día de San Chatarrín

¡Así es, mis queridous amigous! St. Valentine's ha llegado una vez más. Una nueva ocasión para que los comerciantes, restauranteros (y ya no digamos hoteleros) se llenen de lana, y para que güeyes sin novia como un servidor contribuyamos a pagar las cuentas de los psicólogos, las farmacias y las compañías que les surten antidepresivos.
No me malentiendan, no estoy en contra de las expresiones de cariño, al contrario. Lo que sí no paso es el manejo mercantilista que se hace de un sentimiento humano. El amor no está sujeto a copyright. No está en una tarjeta. No está en una caja de chocolates. No está en un conjunto de bra y pantaletas rojas (por muy atractiva que parezca la idea)... ¡El amor está en una pantalla de plasma hi-def de chorrocientas pulgadas con escaneo progresivo! Parafraseando a Marilyn Manson: "Love is in the TV". ¡JA!
Pero ya en serio, déjense de merchandising y amen todos los días, sin necesidad de flores sobrevaluadas y todas esas cosas envueltas en celof…

New! ¡Nuevo! Nouveau!

Hello, hello! Is there anybody out there?

Saludos de este servidor, La Oreja Perdida, esta vez echándome un bis desde la enorme, sobrepoblada y, sin embargo, muy querida Cd. de México.

Changos... creo que esta vez sí rompí mi propio récord al no actualizar este blog desde mediados de diciembre del ya extinto 2007 (R.I.P.). Me pregunto si aún habrá alguien que lea estas líneas allá afuera en el vasto mundo. De haberlo, debo agradecer su inextinguible esperanza rayana en la ingenuidad, jeje.

Enigüeis, pretendo meter algunas cosillas nuevas por aquí, además de sacudir el polvo y las telarañas acumuladas. Disfruten y sigan dejando sus comentarios, que yo prometo responder.

Que la juerza los acompañe...

-JP